Pensamientos de café

20150805_175628Por un momento
pensé que un vulgar muro
era un juncal del color de los rubíes,
fuego en medio de un parque de barrio.

Por encima
del abeto
clavado en el centro
del parque,
ha sobrevolado
el signo de la lluvia
y de las tormentas.

La muerte
no es gran problema
si se tiene
la cara limpia.

El humor es un gran arma.
No sé si cargada
con la polvora del futuro.
Más bien, es de tiro
instintivo.
A veces, cruzar
hasta la acera
de enfrente… tienta.

A mi, no sé que me colocaron
entre las manos
si una pieza de “lego”
o la llave de aarranque
de una nave espacial.
Ultimamente
surgen demonios
de entre la hierba.

El frío se comió
los suspiros,
blanqueó las ideas,
pero pese al hielo
que cortaba los latidos
siempre tuve
la sensación
de ir por el buen camino.

… Después de San Valentín

A
Parece mentira
que aún sigamos queriendo
imitar a Peter Pan
Hasta pasados los cincuenta.
El día que nos decidamos a crecer
no tendremos escaleras suficientes
por donde arrojarnos.

B
La lluvia cae
con hueco tamborileo.
Continuo, abundante.
Acompaña sus lágrimas.

C
Los días de amor y alegría
obligatorios pesan como losas.
El vicio de la tristeza
se puede convertir en una tentación peligrosa

D
Cuando los mires con naturalidad
se acercarán
(Si quieren)